Tarjeta de crédito Popular-e: Hasta 10000€ disponibles!

La Tarjeta Popular-e, o también conocida como Tarjeta Wizink desde 2016, es una de las tarjetas de crédito más usadas en el mundo. Desde su nacimiento, ofrece las mejores soluciones a sus clientes en su día a día, para que puedan tener un ahorro en sus compras, así como un seguro gratuito para los artículos comprados con la tarjeta. Nos referiremos a ella en este artículo como Tarjeta Popular-e, nombre que aún siguen usando muchos de estos clientes.

¿Cómo funciona la tarjeta de crédito Popular-e?

Una tarjeta de crédito es una tarjeta rectangular de plástico emitida por un banco o compañía financiera que permite a su titular pedir prestado dinero de forma instantánea al emisor de dicha tarjeta.

Estas tarjetas tienen una banda magnética que es leída por un datáfono para pagar productos o servicios sin necesidad de tener que llevar dinero en efectivo. También sirven para realizar operaciones desde un cajero automático.

Las nuevas tarjetas como la Popular-e permite también el pago contactless, por el que es posible realizar cualquier transacción sin pasar la banda magnética por el lector. Bastará con acercarla al datáfono para pagar y, por norma general, se pedirá el PIN siempre y cuando la compra supere los 20 euros.

¿Qué características tiene la tarjeta de crédito Popular-e?

Las tarjetas de crédito gratis son aquellas que no cobrarán a su titular ningún tipo de cuota de mantenimiento durante la totalidad del tiempo que esté dada de alta. No hay que confundir esta modalidad con aquellas tarjetas que ofrecen algunos bancos con una carencia de cuota de mantenimiento durante un tiempo determinado.

También existe otro tipo de modalidad que te obliga a cumplir unas determinadas condiciones para que no se cobre ningún tipo de cuota de mantenimiento o de alta. Estas premisas suelen ser la utilización de una cantidad de gasto estipulada cada año o de forma trimestral, domiciliar algún recibo o tener algún tipo de préstamo o hipoteca con la entidad emisora de la tarjeta.

Se considera online una tarjeta que te permite realizar todo tipo de operaciones mediante una página web o una app. La evolución de la banca está llevando a que cada vez más entidades financieras se sumen a estas facilidades, con las que podrás consultar y operar desde casa o desde cualquier parte del mundo, sin necesidad de acudir físicamente a una sucursal.

La principal característica de una tarjeta de crédito es que cuando realizas un pago con ella, el dinero no se resta de la cuenta corriente de forma inmediata. Este tipo de tarjetas aplaza el pago, normalmente hasta el mes siguiente, por lo que sería posible realizar una compra sin necesidad de tener dinero en dicha cuenta.

Esta condición explica que normalmente los emisores de dichas tarjetas hagan un estudio de viabilidad y riesgo antes de concederla. La ventaja para el usuario es, además de no tener que preocuparse por tener dinero en la cuenta en el momento de la compra, que podrá elegir qué porcentaje de la compra quiere pagar cada mes, estableciendo una cuota fija mensual hasta finalizar dicho pago.

Esta posibilidad de financiación te permite hacer tus compras sin necesidad de desembolsar el importe total del pago de una sola vez, pero a cambio, el emisor cobrará unos intereses al titular por este servicio, al igual que por retirar dinero de un cajero externo (algo que suele ocurrir también con las de débito).

¿Se puede obtener una tarjeta de crédito sin cambiar de banco? Con la Tarjeta Popular-e, ¡SÍ!

Una de las mayores ventajas de la Tarjeta Popular-e es que no tendrás que realizar ningún cambio en tus cuentas o tarjetas actuales. Su funcionamiento es el mismo que con la domiciliación de cualquier recibo que tengas en tu banco, como puede ser el de los suministros de luz, gas, teléfono o internet.

El periodo de facturación de esta tarjeta es de un mes, como en la mayoría de los casos, por lo que no tendrás que preocuparte de nada. Los consumos que realices con ella se pasarán por tu cuenta bancaria habitual, sin necesidad de ningún tipo de acción por tu parte.

Olvídate de tener que cambiar domiciliaciones, cuentas o hipotecas para poder contar con la Tarjeta Popular-e. Únicamente tendrás que vincularla a una cuenta bancaria española para poder empezar a disfrutar de todas sus ventajas exclusivas.

Este tipo de tarjetas son muy requeridas por personas que tienen muchos gastos y necesitan alternativas de financiación. También son un gran reclamo para personas que buscan hacer compras a plazos y que quiere tener un límite de crédito mayor.

¿Por qué existen estas tarjetas de crédito de fácil aprobación?

En España, las tarjetas de crédito de fácil aprobación son las más demandadas por los usuarios, debido a las facilidades que ofrecen para cubrir sus necesidades en su día a día. La mayor ventaja para sus clientes es la sencillez para hacerse con ellas, ya que siguiendo unos sencillos pasos y entregando una mínima documentación puedes tenerla en casa en un espacio muy pequeño de tiempo.

Hoy en día, es aún mucho más sencillo gracias a la existencia de internet. Si hacemos la tramitación de la Tarjeta Popular-e mediante este medio, estaremos a un solo clic de mejorar nuestros medios de pago y tendremos a nuestro alcance una tarjeta de crédito, sin tener que pasar por cuestionarios infinitos o tener que detallar más información de la que nos gustaría.

Actualmente existen varias tarjetas de este tipo y, para mucha gente, cuantos menos requisitos tenga será mejor. La mayoría vienen con bonos o incentivos que benefician a sus usuarios, por lo que lo más recomendable es buscar una como la Tarjeta Popular-e, que tenga una reconocida popularidad y lleve un largo camino andado, de esta manera no te llevarás ninguna sorpresa en el futuro.

¿La Tarjeta Popular-e es una tarjeta de crédito con ASNEF?

El uso inadecuado por parte de algunos usuarios de tarjetas de crédito ha motivado cierto recelo con respecto a su utilización, pero sería un gran error descartarlas como una práctica herramienta, de cara a aportarnos numerosas ventajas si sabemos utilizarlas de manera correcta.

Las entidades financieras que tienen este tipo de producto en el mercado como la Tarjeta Popular-e dotan cada vez a sus usuarios de un mayor número de ventajas y extras, por lo que no conviene desecharlas debido al mal uso de otras personas. Es sólo cuestión de hacer un uso inteligente de esta herramienta y conocer cuales son sus detalles y sus características para beneficiarnos siempre de ellas.

En la otra cara de la moneda, las entidades financieras en general y la Tarjeta Popular-e en particular, han optado por denegar las solicitudes de alta de nuevos clientes que cuentan con deudas o figuran en listados como el de ASNEF.

Las siglas ASNEF significan Asociación Nacional de Establecimientos Financieros. Este fichero sirve para valorar la solvencia de una persona o entidad, por lo que si estamos incluidos y solicitamos la tarjeta de crédito no nos la concederán.

Para ser incluido en este fichero no hace falta que seas un gran moroso o un mal pagador. En los últimos tiempos, las compañías telefónicas pueden meterte en este listado por una reclamación de un solo euro, ya que no existe un límite mínimo.

Según la Ley, la empresa que nos incluya en dicho fichero deberá notificárnoslo hasta treinta días después de haberse realizado la inscripción para reclamar su deuda. A partir de este momento, el afectado tiene la posibilidad de abonar durante los siguientes 30 días la deuda contraída para poder ser eliminado.

En caso de no hacerlo, esta persona pasará a estar declarado como moroso durante los siguientes seis años. Si se salda dicha deuda posteriormente a esos treinta días, será el mismo deudor el encargado de comunicarlo, aportando las pruebas pertinentes del pago y pidiendo la exclusión de este fichero.

Así que, no, NO podrás obtener la tarjeta Popular-e si estás en ASNEF.

¿Qué características tiene la Tarjeta Popular-e?

La Tarjeta Popular-e es la tarjeta líder en el mundo del crédito y la banca online, cuenta con más de 1000 trabajadores en nuestro país, formados para ofrecer la mejor atención y experiencia en todos sus canales. Más de dos millones y medio de clientes disfrutan ya de sus beneficios en todo el mundo, lo que la hace la tarjeta con más usuarios.

Ser la referencia en su campo hace que siempre esté a la cabeza de una tecnología que no para de avanzar, pudiendo ofrecer siempre las mejores soluciones a sus clientes por delante de otras compañías. Por eso, se compromete a adaptarse a las necesidades de cada usuario y a ofrecer atractivos productos que harán que se convierta en tu tarjeta de cabecera.

La Tarjeta Popular-e está diseñada para que puedas gestionar tu dinero en todo momento y que aumentes tu capacidad de ahorrar cada mes, de una forma fácil y sencilla. Te ofrece todo lo que necesitas, priorizando tus necesidades y poniendo en tus manos características que la hacen única frente al resto de tarjetas que existen en el mercado.

La principal característica de esta tarjeta es, como hemos comentado antes, que nunca tendrás que pagar nada por tenerla, ya que no tiene ningún coste de emisión, de mantenimiento, ni de baja, en caso de que quisieras cancelarla. Esto quiere decir, que mientras que la tengas en la cartera, sólo pagarás por los consumos que hagas con ella y si un mes no la usas, no pagarás nada, así de sencillo.

Te sentirás seguro frente al fraude

Por otra parte, la Tarjeta Popular-e es la más segura que existe en el mercado ya que al usarla estarás totalmente protegido contra el fraude. Cuando compres con ella por internet, en cualquier comercio adherido a Comercio Seguro, recibirás en tu móvil un SMS con un código que tendrás que introducir para validar el pago. Gracias a este sistema, se evitan los pagos erróneos o los pagos fraudulentos.

Por si esto fuera poco, si pierdes o te roban la tarjeta, el cliente no será responsable de las compras que haya realizado un tercero en cualquier establecimiento o página web (salvo mala fe o negligencia grave). Si te ocurre cualquiera de estos dos supuestos, solo tendrás que informar mediante vía telefónica para que cancelen la tarjeta y te envíen una nueva a tu domicilio en sólo 72 horas.

La Tarjeta Popular-e lucha contra el fraude, por lo que, si detectan un uso fuera de lo normal, se pondrán en contacto contigo para confirmar que todo está bien y eres tú quien está realizando el pago fuera del país o fuera del uso habitual que le suelas dar.

Seguro gratuito de protección de compras

Si esto te parece interesante, aún te quedan muchas cosas buenas por conocer, ya que la Tarjeta Popular-e es la única que te ofrece de manera gratuita un seguro de protección de compras. Esto significa que cualquier compra que realices con ella, superior a 30 euros, estará protegida ante robo o rotura accidental durante los 90 días siguientes a la fecha de adquisición del producto.

Por ejemplo, si compras hoy un teléfono móvil de última generación que te ha costado 900 euros y mañana tienes la mala suerte de que se cae al suelo y se rompe, tendrás un seguro asociado a la compra que te cubrirá este tipo de casos hasta un límite máximo de 2.400 euros por siniestro y año.

Si en lugar de romperse, tienes la mala suerte de que te lo roban, por el simple hecho de haber pagado el teléfono móvil con la Tarjeta Popular-e, además del reembolso del dinero, quedarán cubiertas las llamadas realizadas de forma fraudulenta antes de que el operador haya bloqueado la línea, siempre dentro de un plazo máximo de 48 horas después del robo.

Este supuesto tiene un límite máximo de indemnización de 1000 euros por siniestro y año.

Estos seguros vienen asociados por defecto a la tarjeta, por lo que no tendrás que hacer nada para activarlos. En caso de cualquier siniestro, tendrás un teléfono al que llamar para que te indiquen los pasos a seguir para que te devuelvan el dinero o arreglen el producto (lo que suponga un coste menor).

Si has realizado la compra por internet, además de tener este seguro de rotura accidental o robo, te reembolsarán el importe del artículo (incluyendo impuestos y gastos de envío) en caso de que el producto nunca llegue a tus manos, que llegue roto o que cuando llegue no se corresponda con lo que el vendedor describía en el anuncio.

Pero esto no es todo, si a la semana siguiente vas andando por la calle y ves en un escaparate el mismo teléfono a un precio muy inferior al que pagaste, tu Tarjeta Popular-e te devolverá la diferencia siempre que sea mayor a 20 euros y que no hayan pasado 30 días desde la fecha de compra. Olvídate de quedarte con la sensación de haber pagado de más por cualquier producto.

Seguro gratuito de accidente y asistencia en viaje

¿Eres amante de los viajes? ¿Pasas más tiempo dentro de un avión que en tu propia casa? Si la respuesta es sí, o si simplemente te gusta hacerte alguna escapadita esporádica, la Tarjeta Popular-e es la tarjeta que tendrás que llevar siempre en tu cartera.

Simplemente, por el hecho de que se retrase el medio de transporte (siempre y cuando lo hayas pagado con la tarjeta) se te reembolsarán 100 euros por cada 4 horas de retraso hasta un máximo de 600 euros. Este dinero te ayudará a las compras necesarias de comida, gastos de hotel y otros imprevistos que surjan debido a dicha molestia.

Si vas a hacer escala en un aeropuerto y el vuelo en el que vas lleva un retraso de 5 horas, perderás el siguiente vuelo, pero al menos no tendrás que preocuparte del dinero para el alojamiento y la comida hasta que cojas el siguiente avión, ya que tu Tarjeta Popular-e piensa en ti y te dará 100 euros para sufragar esos gastos.

Si en lugar de retrasarse el vuelo, lo que se retrasa es tu equipaje o el de cualquiera de tus acompañantes, contarás con 240 euros por cada fracción de 6 horas hasta un máximo de 960 euros para realizar las compras de emergencia que necesites para vestirte y asearte mientras que recuperas tu maleta.

Si finalmente el equipaje no apareciera, ya sea por que se ha perdido, lo han robado o se ha deteriorado, se te indemnizará por una cantidad equivalente al coste de sustitución de los elementos que se hayan perdido, sustraído o deteriorado, hasta un máximo de 175 euros por artículo y 1.000 euros por tarjeta.

Como ya sabes, en otros países fuera de España no existe la sanidad pública, por lo que cualquier urgencia médica puede costarte muy caro. Tu Tarjeta Popular-e también ha pensado en eso y estarás cubierto hasta 45.000 euros para gastos médico-quirúrgicos, farmacéuticos, de hospitalización o de ambulancia, como consecuencia de una enfermedad o accidente en el transcurso del viaje.

Para que no te sientas sólo, si una vez hospitalizado y los médicos prevén una duración del ingreso superior a 10 días, podrás elegir a una persona para que viaje desde su domicilio a hacerte compañía en el hospital. Como siempre, pensando en lo mejor para ti, se encargarán del coste del billete de ida y vuelta de dicho acompañante.

Por supuesto, son cosas que preferimos que no pasen, pero en el caso que pasen, tendrás la mejor cobertura. El mismo caso es el del accidente, por el que se garantiza una indemnización de 300.000 euros en caso de fallecimiento o invalidez permanente, como consecuencia de dicho accidente en cualquier parte del mundo, siempre que viaje como pasajero de un medio de transporte público o en un coche alquilado con la Tarjeta Popular-e.

Si eres de los que tienen la cabeza en otra parte, es posible que alguna vez hayas perdido las llaves o algún documento importante como el pasaporte o el DNI. Como ya sabes, si te ocurre fuera de España tendrás que ir al consulado para que te expidan uno nuevo, conllevando unos costes. Pues bien, este gasto también lo tendrás cubierto hasta un máximo de 100 euros para que puedas subsanar el error.

Es probable que en estos momentos estés pensando cómo es posible que lleves todo este tiempo viajando sin tener en tu cartera la Tarjeta Popular-e. Por suerte, puedes cambiar esta circunstancia de manera gratuita para siempre, pidiendo ya la tuya. Estamos seguros de que a partir de ahora pagarás todos tus viajes con ella, por lo que empezarás a viajar de la manera más segura posible sin pagar un euro de más.

¿Y qué requisitos tiene?

Antes de solicitar tu Tarjeta Popular-e, debes saber que tendrás que cumplir una serie de requisitos bastante sencillos, además de presentar la documentación necesaria debidamente actualizada. Estos son los requisitos principales:

  • Estar en una edad comprendida entre los 22 y los 69 años. Para corroborar este dato tendrás que presentar con la solicitud tu Documento Nacional de Identidad en vigor.
  • Ser residente en España y poder acreditarlo con cualquier justificante. No serán válidos los casos en los que se pasan unos meses por cualquier motivo en España, pero estás empadronado en una localidad de otro país.
  • Disponer de unos ingresos fijos demostrables. Para ello, podremos presentar cualquiera de los siguientes documentos:
    • Una nómina por cuenta ajena, siempre y cuando seas fijo y superes una cantidad mínima anual de ingresos de 10.000 euros.
    • Justificante de pago de autónomos: anexando también un certificado de ingresos como la declaración de la renta en la que se demuestren unos ingresos superiores a los 12.000 euros.
  • No estar registrado en ningún fichero de morosidad, como por ejemplo ASNEF. Este dato no hace falta demostrarlo de ninguna forma, ya que la propia entidad te pedirá permiso para poder comprobar la solvencia.
    En muchos casos, podemos estar incluidos en uno de estos ficheros sin saberlo. Aunque la ley especifica que la empresa que te incluye debe notificártelo en los 30 días siguientes, esto no siempre ocurre así, por lo que podemos aparecer por una disputa de una cantidad mínima con una empresa de servicios como la telefonía o la electricidad.

La Tarjeta Popular-e tiene un límite de crédito estimado de hasta 10.000 euros, aunque esta cantidad puede variar dependiendo de la situación económica del solicitante. Normalmente, si dispones de otras tarjetas, préstamos, hipotecas y una nómina no muy alta el crédito total no alcanzará el límite especificado.

Cuando la solicitud de tu tarjeta se haya aprobado, recibirás en tu móvil un SMS confirmándote la aprobación y el crédito del que dispondrás una vez recibas la tarjeta en casa.

Una vez la recibas en tu domicilio, podrás comprobar como, por seguridad, estará desactivada hasta que no realices una llamada de activación. En un teléfono gratuito, un empleado de la compañía te hará unas preguntas para confirmar tu identidad y proceder a su puesta en funcionamiento.

Una vez confirmada su activación, podrás hacer uso de ella, entrar en tu perfil de cliente para comprobar todos los movimientos y algo muy importante: comprobar qué descuentos tienes cerca de tu ubicación por comprar con tu Tarjeta Popular-e en establecimientos adheridos al programa de descuentos.

Podrás aprovechar todos estos descuentos para ahorrar en tus compras. Encontrarás mejores precios en todos los sectores, desde alimentación hasta en tus compras de ropa o viajes. No dejes pasar la oportunidad de pagar menos por lo que más te gusta, sólo por pagar con tu Tarjeta Popular-e.

¿Es la tarjeta Popular-e una de las mejores tarjetas de crédito?

Estamos ante una tarjeta que, primero de todo, es gratuita para toda la vida, ya que no te cobra gastos por su emisión, ni por su mantenimiento, ni por su cancelación. Además de su facilidad para solicitarla, no te exige que cambies de banco para poder tenerla, ya que podrás domiciliarla en tu banco actual como cualquier recibo de suministros como internet o la electricidad.

Por el simple hecho de utilizarla, la Tarjeta Popular-e te ofrece ventajas, comenzando por sus descuentos en establecimientos concertados y terminando por sus seguros añadidos en compras y viajes, algo que pocas tarjetas ofrecen de manera gratuita.

Por último, te ofrece la posibilidad de realizar cualquier tipo de gestión a través de su página web y su app, donde podrás consultar los extractos, así como comprobar los últimos gastos realizados con tu tarjeta.

Por si esto fuera poco, te permite elegir cómo quieres pagar tus compras: pudiendo fraccionar los pagos cuando te convenga hacerlo con un 27,4% TAE o pagar hasta 45 días sin ningún tipo de interés.

Es difícil, teniendo toda la información de las diversas tarjetas que existen en un mercado mundial como el de las tarjetas de crédito, decidir si la Tarjeta Popular-e es sin duda la mejor. Lo que sí se puede asegurar es que es una de las mejores tarjetas de crédito que se pueden encontrar en España, aún siendo gratuita y externa a tu banco habitual.

Así que, como has podido ver, si querías una buena tarjeta de crédito, la tarjeta Popular-e, también conocida actualmente como tarjeta Wizink, es una gran opción. No esperes más y hazte con ella. ¡No te arrepentirás!